Energías renovables

Ahora que tenemos ardiendo unas cuantas centrales atómicas nos encontramos con movidos debates sobre las energías renovables versus nuclear versus otras. En algún punto de la discusión siempre se establece la premisa de que el problema de las renovables es que no garantizan la demanda de energía. Yo creo que el problema es la demanda que exige el crecimiento demográfico y nuestra forma de consumir, que además nos aboca a crisis ecológicas cada vez más gordas. Controlando esos factores las renovables irían encajando conforme se hagan más eficientes, no hacerlo y confiar en la energía nuclear quizá retrase las crisis futuras, pero también las hará más grandes. Sin duda son necesarios reactores que se dediquen a producir radiofármacos o baterías para hacer rodar cochecitos en Marte, lo que no parece muy sensato es alimentar el crecimiento desenfrenado esparciendo por el planeta más centrales de fisión con la esperanza de que, las generaciones venideras no continúen con el devenir azaroso y pendenciero de sus ancestros, y mantengan los materiales producidos por la industria nuclear controlados durante quien sabe cuantos siglos.

Pero no sólo no cesamos de crecer sin renunciar al consumo irresponsable también la inversión en renovables ha sido ridícula a lo largo del siglo XX frente a las vidas y el dinero que se ha llevado la gestión del petróleo, el gas o la energía nuclear. Plantar molinos no es barato ni es limpio, pero estoy casi seguro de que, a la larga, el invento funcionará sin que haya necesidad de matar a tanta gente en oriente medio, poner y reponer sátrapas o despoblar grandes regiones o países por la improbable explosión de uno o dos molinos. El caso es que llevamos por lo menos cuatro décadas desarrollando precariamente energías renovables y parece ser que aun siguen sin estar suficientemente desarrolladas. En la II guerra mundial se materializaron inventos extraordinarios para la época en sólo cinco años, entre ellos los reactores nucleares y las bombas atómicas. La Guerra Fría nos puso en la Luna en poco más de una década después del primer lanzamiento de un satélite artificial. Si nos motiva un objetivo excitante, como darle una paliza a la pandilla rival, somos capaces de sacrificar lo indecible y movilizar millones de toneladas de materiales y de cerebros y crear con ellos inventos prodigiosos. Pero en medio siglo apenas hemos conseguido servirnos de las inmensas fuentes de energía solar y geotérmica que nos rodean. Y por supuesto no vamos a renunciar a viajar por el mundo en el puñetero avioncito para subir a montañas y llenarlas de latas de bebida isotónica.

Si hubiéramos invertido el mismo esfuerzo en reducir el consumo y construir energías renovables eficientes como lo que derrochamos en fabricar armas y matarnos con ellas para tratar de parasitar penosamente unos cuantos pozos de petróleo ya tendríamos una esfera de Dyson alrededor del Sol y perseguiríamos tribus de pitufos gigantes en la luna de algún planeta de Alfa Centauri. Puede que progresar y a la vez frenar el crecimiento para impedir el holocausto caníbal sea algo extremadamente complejo para nosotros, igual que lo es para los conejos o las levaduras, pero al menos conseguir mantenernos con energías renovables no es consecuencia de nuestra incapacidad tecnológica sino política, de una mayoría incapaz de motivarse y afrontar los problemas de la energía y de una minoría que no renunciará a ellos, a los problemas digo, porque les hacen inmensamente ricos y poderosos.

8 comentarios:

Javi dijo...

No pienso que se pueda saber que hubiera ocurrido si nos hubieramos dedicado a investigar energias renovables y hacerlas más eficientes en vez de matarnos por petroleo, seguramente nos seguiriamos matando,pienso yo, pero esta vez no por el recurso del petroleo, si no por la tecnología, ¿quién sabe?. A los políticos y poderosos les da igual la población, ellos solo quieren poder y mientras sigamos admirandoles y permitiendoles harán de nuestra Tierra su cortijo. Buena reflexión.Gracias por ella.

Almudena dijo...

Yo cada vez soy más pesimista.

Desde mi punto de vista el problema tampoco es una "incapacidad política", sino algo mucho más amplio, más abstracto.
No creo que el hombre pueda tomar decisiones basadas en el "largo plazo", ni modificar su conducta, en general, por motivos racionales: no creo que podamos cambiar por causas que no vengan impuestas. Y menos hablando de grupos tan amplios como "la humanidad".

Y así nos encaminamos, seguros y veloces, directos a estrellarnos contra la pared. Pero alguno sobrevivirá y volverá a reiniciar los motores, para dirigirse con la misma firmeza contra otro muro distinto. Es trágico pero no dramático.

Heli dijo...

Por ahí leí que venimos de fábrica montados para detectar y evitar las amenazas que se puede encontrar un bicho de la sabana, cosas como un león o una serpiente, pero no estamos preparados para evitar peligros que no podría percibir inmediatamente un monicaco, como vivir junto a un río lleno de mercurio o ponerse debajo de una nube radiactiva. Pero si que nos ponemos histéricos con el tema de las radiaciones, la mayoría de veces irracionalmente histéricos, vamos que somos capaces de entrar en pánico y salir de un río si nos avisan de que esta contaminado, pero como el instinto nos dice que nos hemos librado del peligro inmediato se nos desinfla el nivel de alarma y hacemos poco o nada por arreglar el problema de la contaminación en el río.

Las Botas Humeantes dijo...

Completamente de acuerdo con la reflexión: el escaso uso de las renovables es debido a una decisión política, no a una incapacidad técnica o tecnológica. ¿Que el suministro eólico es irregular? Puede que sólo sea un hiperpollo del espacio, pero se puede acumular energía en centrales hidroeléctricas reversibles (http://es.wikipedia.org/wiki/Central_hidroelectrica_reversible); se pueden fusionar las redes de los diferentes estados, para que cuando falte en uno se envíen de otro; o se puede aprovechar para producir hidrógeno, que habiendo y si se abarata seguro que a alguien se le ocurre hacer algo con él (quizá no automóviles pero sí barcos o calefacciones).

Entonces, si hay soluciones ¿Por qué no se emplean? Por pura estupidez, maldad y codicia; una de las herramientas de dominación mundial del gobierno de EE.UU. es el control del petróleo y sus fuentes; por otra parte todos los estados se embolsan una buen parte de sus beneficios mediante impuestos a los carburantes ¿esto se podría cambiar? Desde luego ?Hay la suficiente inteligencia, bondad y generosidad en la clase política para hacerlo? JA-JA

dale calor dijo...

La razon que mueve el mundo es el dinero y no el progreso, una pena que la cosa tenga que cambiar si o si, dejemos atras las religiones y pensemos en que la ciencia nos dara el bienestar pero como todo en este mundo la evolución va poco a poco, esperemos que tengamos tiempo antes de joderlo todo

http://dalecalor.blogspot.com

cualquier nick dijo...

No hay motivo para usar centrales nucleares; si el precio del petróleo aumenta, se procede a exterminar a unos miles de libios para que baje el precio del barril de crudo y a otra cosa.

Radagast dijo...

"Entonces, si hay soluciones ¿Por qué no se emplean? Por pura estupidez, maldad y codicia"

[APLAUSOS

Buena reflexión es esta entrada, desde luego. De todas formas añado el fallo que tienen siempre los que fomentan la continuidad de la fisión y el petróleo: ¿acaso se está planteando como sustituto a las actuales formas de generar energía únicamente la energía eólica? ¿O sólo la fotovoltaica? ¿O la solar térmica? ¿O la mareomotriz? ¿O la geotérmica? ¿O...? Y sabemos todos que una sola forma no suple la actual demanda. A lo que, por cierto, estoy totalmente de acuerdo con Heli: tal vez sea momento de darse cuenta de que el actual modelo de consumo no nos permite sobrevivir.
Tal vez no sea sólo necesario investigar en mejorar el rendimiento de las energía renovables, sino también investigar en mejorar la eficiencia energética. Y eso no es sólo técnica, también es una tarea social.

XL37glu dijo...

Yo no sé si es una cuestión política o no, el caso que creo que el control sobre los recursos y la creación de riqueza no está ejercida por las personas que tienen la suficiente ingeligencia, capacidad y formación para administrarlos de forma correcta. Y esto es así desde hace un montón de milenios. ¿Creéis que va a cambiar ahora? Esos "poderosos" se harán sus propios refugios y a otra cosa. Si ya tienen montada su guerra para poder acabar con la crisis. Los pringaos seguiremos siendo pringaos por muy visionarios que nos creamos.

Publicar un comentario

Si desea mantener el anonimato mejor elegir la opción de "comentar como: nombre/URL" y utilizar cualquier nick. Recuerde que en Internet escribir sólo en letra mayúscula significa gritar.

Dibujo de Sol Daiana Murua
"Sol de marzo" de Sol Daiana Murua

Apertura sonora del blog cortesía de Violeta